Pimientos asados al varoma.

#Cocción en varoma 15 enero 2018



Vamos a hacer pimientos “asados” con nuestra Thermomix® . Y pongo “asados” entre comillas porque, aunque nuestra máquina no asa, la verdad es que dan el pego.


Los haremos al Varoma, sin necesidad de encender el horno, y los aliñaremos como si de los tradicionales pimientos asados se tratara. Podéis servirlos como aperitivo, como acompañamiento a cualquier carne o pescado.etc.


Ingredientes:


3 pimientos rojos no demasiado grandes


Aceite de oliva virgen extra (para untarlos al principio y para aliñarlos después)


Agua del grifo (1,5 litros) para la cocción al Varoma


Sal


½ cebolla pequeña cortada en rodajitas muy finas


3 dientes de ajo pelados


Papel film para envolver


Preparación:


Lavamos los pimientos. Los untamos con aceite de oliva y envolvemos cada uno en un trozo de papel film. Los ponemos en el recipiene varoma (no en la bandeja) y tapamos el recipiente.


Ponemos el agua en el vaso, tapamos y ponemos el recipiente varoma en su posición. Programamos 45 minutos, temperatura varoma, velocidad 2.


Cuando acabe el tiempo apagamos la máquina y esperamos unos minutos para no quemarnos al limpiarlos.


Cogemos un pimiento, con cuidado de no quemarnos, le quitamos el film, le quitamos tanto el tallo como las pepitas, lo partimos en tiras y vamos pelando esas tiras. Es importante en este punto que todo el líquido que suelte lo recojamos en un bol o en el recipiente donde los vayamos a colocar luego. Y cuidado, que el líquido está caliente. Hacemos lo mismo con los otros dos pimientos.


Cuando estén todos limpios los colocamos en nuestro recipiente, junto con su propio jugo.


Ahora les pondremos sal, la cebolla que cortaremos en rodajitas muy finas, unos dientes de ajo pelados y aceite de oliva virgen extra (que junto con el propio jugo de los pimientos hará que éstos queden cubiertos de líquido). ¡Y listos!


Notas


45 minutos suelen ser suficiente para que se cocinen bien pero si los pimientos que utilizáis son muy grandes podéis dejarlos unos minutos más.